Saltar al contenido
paragalgo.com

Los problemas de salud del galgo

El galgo es un lebrel que se caracteriza por su velocidad y agilidad. Originalmente destinados a la caza, los galgos han sido criados posteriormente de manera selectiva para su uso como animal de competición. Esta tendencia va cambiando lentamente y cada vez es más habitual encontrarlo como mascota.

Galgo jugando en un campo de hierba

Según un estudio conjunto del Royal Veterinay College y la Bristol Veterinary School realizado en el Reino Unido durante el 2016 y publicado el 3 de junio de 2019, la enfermedad dental es el problema de salud más común que padecen los galgos. Dicho informe reveló que las lesiones traumáticas, uñas demasiado largas y la osteoartritis son especialmente preocupantes.

El estudio veterinario se realizó sobre una muestra de 5.419 galgos

Datos del informe

La investigación reveló los principales problemas que suele padecer esta raza canina.

  • Enfermedad dental. Con un 39% de afectación, es la dolencia más frecuente que sufren los galgos.
  • Incontinencia urinaria. Notablemente más común en galgos hembra (3,4%) que en machos (0,4%)
  • La vida media del galgo es de 11,4 años

Como curiosidades encontramos los siguientes datos:

  • El peso corporal medio del galgo adulto es de 29,7kg. (32,3kg en machos y 27,2kg en hembras)
  • Los colores más comunes son el negro (39,2%), blanco y negro (20,8%) y el atigrado (12%)

Con una longevidad media de 11,4 años, el estudio nos muestra también que las causas más comunes de muerte a las que se enfrentan estos animales son:

  • Cáncer (21,5%)
  • Colapso (14,3%)
  • Artritis (7,8%)

Debemos tener en cuenta que en el Reino Unido, la mayoría de galgos se crían para su uso en competición. Una vez finalizada su etapa deportiva, estos galgos dejan de participar en carreras y se realojan como mascotas.

Según palabras del Dr. Dan O’Neill, epidemiólogo veterinario e investigador del Royal Veterinay College “Los galgos de carreras retirados pueden ser muy buenas mascotas, pero estos resultados muestran tristemente que también tienen legados de salud de predisposiciones raciales inherentes, así como los impactos de sus carreras anteriores. Estos problemas potenciales incluyen dientes defectuosos, problemas de comportamiento y artritis”

Como conclusión, debemos cuidar la alimentación de nuestra mascota, adaptando su dieta a la indicada para su edad. Tendremos el cuidado de proporcionarle una buena zona de descanso. Nos ocuparemos también de brindarle todo el ejercicio necesario para su perfecto desarrollo. Así minimizaremos enfermedades y transtornos comunes y aumentaremos su calidad de vida.

No debe faltar nunca la revisión veterinaria anual y vigilaremos especialmente su salud dental.

error: Content is protected !!